RECICLAR BASURA: LA FORMA ADECUADA DE HACERLO


Reserva tu limpieza en wayook.es
9,90€/hora

Todas las personas que habitan el planeta generan diariamente gran cantidad de residuos que se deben reciclar para mantener saludable el ecosistema. Para ello debemos saber cómo reciclar basura para darle un correcto final a los residuos que generamos a diario.

Cada persona tiene que saber qué hacer con sus desperdicios y diferenciar entre los que pueden ser reciclados y reutilizados y los que directamente tienen que ser destruidos por que no tienen ningún uso. Por eso es tan importante saber reciclar basura.

Para llevar a cabo la tarea reciclar basura tenemos que utilizar contenedores de diferente tipo en función del material que vamos a desechar. En la mayoría de las ciudades es fácil encontrar diferentes tipos que nos ayudaran a reciclar basura separando los residuos adecuadamente.

 

Existen 5 tipos de contenedores para reciclar basura claramente diferenciados y al alcance de todos:

1.  Papel y cartón, los más conocidos entre la población y fáciles de encontrar en cualquier ciudad. Son de color azul y muy fáciles de diferenciar. En ellos debemos depositar, papeles, periódicos, revistas, libros, sobres, cajas de cartón, bolsas de papel o cartón, hueveras de cartón… Por el contrario debemos tener cuidado en no depositar envases bricks, o cajas y envases formados por cartón y plástico. Tampoco es recomendable utilizar este tipo de contenedores para tirar papeles muy sucios o con excrementos. El forespan o corcho blanco tampoco es correcto tirarlo en este tipo de contenedores.

2. Cristal y vidrio, su color es verde fuerte y su forma redondeada, llevan en nuestras ciudades mucho tiempo y forman parte en muchos casos de la decoración del barrio. En ellos debemos depositar botellas de vidrio, frascos y tarros de cristal, copas, vasos y jarras. Siempre que los depositemos, tenemos que estar pendientes de que no lleven tapón, ya que no suelen ser de cristal y no corresponden a este contenedor. Tampoco podemos introducir lámparas o fluorescentes de cristal o vidrio, espejos y cristales, aunque estos sean de este tipo de material. En ninguno de los casos depositaremos botes y frascos de medicamentos o de productos tóxicos o peligrosos.

3. Envases y plástico, son de color amarillo, están bastante integrados en nuestro paisaje cotidiano pero no los encontramos en todos los puntos de basura. En este tipo de contenedores debemos depositar envases de tipo brick, latas de bebidas, de conservas y envases metálicos, envases de detergentes y suavizantes de plástico, garrafas y botellas de agua, refrescos y vino, papel y envolturas de aluminio y film, redes de frutas y hortalizas, guantes de goma, bandejas y cajas de corcho blanco y forespan. Además también podemos desechar en este tipo de contenedores aerosoles y sprays. Lo que nunca debemos depositar son envases de productos químicos y botes de pintura.

4. Fracción orgánica, son de color marrón y admiten reciclar basura de todos los desperdicios que sean orgánicos y puedan servir de abonos. No hacen daño al medio ambiente ni al ecosistema. En este tipo de contenedores debemos diferenciar muy bien qué podemos depositar en ellos. Tienen cabida todo tipo de restos de comida natural o cocinada, huesos, pieles, frutas y hortalizas, cáscaras de huevo, posos y filtros del café, tapones de corcho, sobres de infusiones, cáscaras de mariscos y moluscos, restos de pescados, pieles y espinas, servilletas y papel de cocina usado, cáscaras de frutos secos, plantas y flores, palillos, cerillas y pinchos de madera. Por el contrario nunca debemos depositar ningún tipo de aceite, residuos de polvo de aspiradoras y de barrer, colillas, excrementos de animales, pañales y productos íntimos y de higiene femenina.

5. Desechos, son los contenedores que admiten reciclar basura de cualquier tipo de desperdicio o excremento. Son los contenedores de toda la vida en los que no se recicla nada. Admiten cualquier tipo de desperdicio que no queramos y no interese reciclar. Son de color verde oscuro o gris y los encontramos en todas las calles de nuestra ciudad. En este tipo de contenedores debemos depositar residuos de limpieza, pañales y productos de higiene femenina, colillas, cuchillas de afeitar, cepillos, bolsas de aspiradora, chicles, bayetas, estropajos y fregonas, excrementos de animales… Nunca debemos depositar objetos que no queramos y se les pueda dar una segunda vida como juguetes, ropa, pilas, electrodomésticos…

 

Además de estos contenedores, existen de otro tipo más complicados de encontrar para reciclar  basura procedente de otros desechos:
  • Contenedores de pilas y baterías.
  • Contenedores de aceite.
  • Contenedores de ropa y calzado.
  • Contenedores de tapones.
  • Contenedores de medicamentos.
  • Contenedores de juguetes.
  • Contenedores de cartuchos de impresora.
  • Contenedores de electrodomésticos.
  • Contenedores de cápsulas de café.

Estos contenedores se encuentran en lugares específicos relacionados con el objeto que se va a reciclar, como puede ser el caso de las farmacias, las tiendas de ropa, los centros comerciales, los colegios e institutos… que acercan a los usuarios este tipo de contenedores de reciclaje menos comunes.

Además de todos estos tipos de contenedores de reciclaje que tenemos a nuestra disposición, ya sea en la calle o el algún lugar relacionado con ellos, también disponemos de puntos limpios de titularidad pública en las ciudades, que sirven para depositar los residuos que no tienen cabida en los contenedores anteriormente citados.

Aun teniendo todas estas facilidades para reciclar basura, muchos de nosotros no lo hacemos nunca o casi nunca siendo muy importante para el planeta llevar a cabo este tipo de acciones. La Oficina de Sostenibilidad emite un informe sobre las razones para reciclar basura para que los más rezagados comiencen a hacerlo y se convierta el reciclaje en una rutina de la vida diaria.

 

En Wayook, como siempre, nos gusta ayudarte, por ello te contamos las razones por las que tenemos que reciclar basura:
  • Se ahorra costes y tiempo en la fabricación de nuevos productos.
  • Si reciclamos permitimos que el planeta se regenere y vuelva a ser fuente de recursos.
  • Se reduce la sobreexplotación de recursos naturales.
  • Ayudamos a que el agua y el aire sean más puros y no estén cada vez más contaminados.
  • Por cada envase que se recicla ahorramos energía.
  • Reciclar basura sirve para ayudar a mantener vivos los bosques y a no talar árboles.
  • Con el reciclaje de aceite protegemos nuestros ríos y lagos.
  • Reciclar basura es muy sencillo y cuesta muy poco ponerlo en marcha en nuestra casa.
  • Muchos objetos que nosotros no necesitamos pueden servirle a otras personas y darles una nueva vida.
  • Reciclar basura es reflejo de cultura, compromiso y responsabilidad de quien lo realiza.

 

Al mismo tiempo, puedes divertirte a la hora de reciclar basura y encontrar diferentes utilidades, ya que puedes hacer manualidades para decorar tu hogar. Incluso puedes reciclar basura por temporadas, como por ejemplo, reciclar materiales para decorar tu casa en verano, o en cualquier época del año. Sólo hace falta un poco de originalidad, y al mismo tiempo estarás contribuyendo a mantener un mundo más sostenible y menos contaminado.

Comprueba tu disponibilidad  

Comparte este post

No hay comentarios

Añade el tuyo