CONCILIACION FAMILIAR: SE PUEDE


conciliacion familiar

Solicita tu servicio doméstico en wayook.es

La conciliacion familiar y laboral es una meta que casi todas las personas trabajadoras nos proponemos cada semana, cada mes o cada cambio de ciclo pero que en muchas de las ocasiones la dejamos en el olvido quedando la conciliacion familiar como una propuesta del pasado que no ha llegado a nada.

Para conseguir equilibrar la vida familiar y laboral es importante tener en cuenta algunos consejos y tener una actitud positiva para lograr la conciliacion familiar. No es fácil, pero sí es posible teniendo mucha determinación.

Lo primero que debemos tener en cuenta para comenzar nuestro propósito de conciliacion familiar es que sí existe equilibrio entre trabajo y vida personal pero que cada persona debe de organizarse a su manera ya que cada situación es diferente, no existe una fórmula exacta para encontrar el equilibrio en la conciliacion familiar y ser feliz.

Es fundamental para las personas conocernos en profundidad y analizar nuestras necesidades y prioridades para poder organizar nuestro tiempo de trabajo, nuestro tiempo con la familia y el tiempo para nosotros mismos. No debemos agobiarnos, debemos intentar ser felices y buscar el equilibrio en nuestras vidas.

Para poder encontrar el equilibrio en nuestras vidas y en la conciliacion familiar, debemos tener claros nuestros principios y valores y priorizar los aspectos más importantes en nuestra vida para darles preferencia frente a otros aspectos que no son tan importantes.

Para comenzar a planificar y valorar cómo poner en marcha la conciliacion familiar, tenemos que analizar nuestra situación, los horarios de nuestro día a día, la disponibilidad y flexibilidad, las tareas diarias obligatorias y las tareas secundarias… siempre recordando y teniendo presente que es más importante la calidad de las acciones que hagamos en nuestro tiempo que la cantidad de cosas que queremos hacer. Tenemos que tener muy claro lo que queremos hacer en nuestro día a día y aprovechar cada hora para realizar la tarea que nos hemos propuesto. Si nos organizamos bien y somos realistas con el tiempo del que disponemos y con el tiempo que le queremos dedicar a esa tarea conseguiremos adaptarnos a la situación. Cuanto menos tiempo tenemos para hacer cosas mejor nos organizamos y aprovechamos el tiempo, si disponemos de muchos periodos de tiempo sin ocupar, no los aprovechamos y no nos cunden las horas igual. Por ello es importante valorar el tiempo que tienes y disfrutar de él por poco o mucho que sea. Tener la mente activa y ocupada te ayudará a sacar lo mejor de ti y a disfrutar de cada minuto que dispongas dándole al tiempo el valor que le corresponde.

No sólo tenemos que valorar el tiempo que tenemos sin ninguna ocupación, tenemos que considerar que el tiempo puede expandirse y utilizar tiempos ocupados para realizar actividades que nos gusten como por ejemplo escuchar música de camino al trabajo en el coche, llamar por teléfono a un amigo de camino al supermercado, compartir con tus hijos el tiempo de cocinar la cena, leer mientras ayudas a terminar los deberes a tus hijos, hacer deporte en familia recibiendo clases todos juntos de una disciplina deportiva, comer al aire libre fuera de la oficina para disfrutar de los rayos de sol, pasear haciendo los recados evitando coger el coche o el transporte público… si dispones de poco tiempo en tu día a día comienza dando un giro a tus rutinas diarias y conseguirás adaptar la conciliacion familiar a tu vida poco a poco.

Si no consigues sacar tiempo de esta forma, prueba otras opciones y sacrifica lo no prioritario en tu vida para hacer lo que más te gusta con quien más te gusta. Ponte manos a la obra lo antes posible ya que quejarse y lamentarse no sirve para nada.

Comienza organizando bien el día y las tareas que tienes que llevar a cabo, delega las menos importantes o anúlalas si no son indispensables. Organiza las comidas, los recados fuera de casa, las reuniones extraordinarias o la limpieza del hogar. Aprende donde están tus límites y ponte límites aprendiendo a decir no a proyectos y a personas. Selecciona lo más importante para ti, lo que mayor felicidad te aporte, elige los proyectos que te apasiones y pasa tiempo con las personas que más te lleguen y más felicidad aporten a tu vida. Forma parte de lo que te merece la pena, no te agobies por querer abarcar con todo y disfruta de cada momento elegido para hacer que te gusta. Con esta técnica conseguirás la conciliacion familiar que deseas y serás más feliz, ya que tu vida se llenará de momentos y decisiones que te colman de alegría y que te ocupan tu tiempo y felicidad.

Llevar a cabo este planteamiento no es fácil, pero con constancia y paciencia conseguirás llegar a organizar tu vida priorizando lo más importante y consiguiendo tiempo para todo lo que te hace feliz.

La vida son elecciones que te marcarán el camino, atrévete a apostar por las que te merecen la pena y te aporten equilibrio en tu día. Aprovecha cada tiempo libre que tengas por pequeño que sea para hacer cosas que contribuyan a tu felicidad que te llenen de energía y buenos momentos que al final del día es lo que importa. Olvídate de malos momentos y no dejes espacio para ello, tu tiempo vale mucho y debes utilizarlo para ser feliz.

 

Consejos para organizarse y conseguir la conciliacion familiar que tanto deseas:
  1. Aprende a canalizar tu estrés. Si tu cuerpo y mente están alterados y estresados debes buscar una actividad para relajarte y encontrar tu paz interior. Debes sacar el tiempo que necesites para conseguir encontrar la calma, si no es así las relaciones con tus seres queridos se verán afectadas ya que les transmitirás nerviosismo e inseguridad debido a tu estrés. 
  2. Busca momentos para ti. Es muy importante organizar cada momento del día de forma que tengas tiempo para ti y para los tuyos. Ser felices depende del tiempo que se pase juntos, y que este tiempo sea de calidad. No todo es el trabajo, hay que guardar y sacar tiempo para relacionarnos y estar con nuestros seres queridos. Nosotros lo necesitamos y ellos también. Es la base de la conciliacion familiar.
  3. No todo es prioritario. Aprende a filtrar las cosas y a decir que no. Es muy importante aprender a darle valor y prioridad a las cosas y saber diferenciar lo que es realmente importante. Si dedicas tu tiempo a cosas que no son importantes harás un desgaste innecesario y aumentarás tu estrés ya que no realizarás las cosas prioritarias y que te aportan felicidad. Aprende a priorizar tus prioridades.
  4. Estable un horario para organizar el día a día. Si este horario se cumple será clave para la organización de toda la familia. Todos debemos colaborar en la conciliacion familiar de cada miembro de la familia. Si cumplimos lo que nos proponemos cada día, tendremos más tiempo para nosotros mismos y para compartir en familia. Establecer un horario semanal de actividades es una opción para poder cubrir nuestro tiempo sin agobios y estrés.

 

En Wayook queremos ayudartes, por eso somos tu mejor opción si estás buscando empresas de limpieza, ya sea para reservar limpieza en Madrid o para reservar limpieza por horas en Bilbao. Estés donde estés te ayudaremos a que disfrutes más de tu tiempo libre y con ello conseguirás una mejor conciliacion familiar.

Comprueba tu disponibilidad  

Comparte este post

No hay comentarios

Añade el tuyo